Problemas más comunes en una granja de gallinas

Las gallinas son animales maravillosos gracias a lo útiles que resultan para los seres humanos, además de que su naturaleza es curiosa y de cierto modo amigable. Sin embargo, en su corral con malla gallinero pueden presentarse problemas con los animales, que van desde la propia ambientación del lugar hasta problemas comportamentales.

A continuación, les enunciamos algunos de los problemas más comunes que se presentan en este tipo de granjas y cómo pueden actuar frente a ellos para procurar el bienestar de los animales y del establecimiento.

Las gallinas no ponen huevos

Algunos factores pueden hacer que sus gallinas no pongan huevos, como puede ser el estrés, la mala nutrición, falta de luz solar y el avance de la edad.

Las gallinas son animales muy sensibles al cambio, por lo que cualquiera que se presente en su entorno puede hacer que dejen de poner huevos por días y hasta meses, si estos cambios se dan de manera brusca.

Otro factor es que a veces sus hábitats no se construyen con malla gallinero sino con otros materiales que no dejan pasar la suficiente luz. Recuerden que lo bueno de este tipo de cerramientos en malla eslabonada en Barranquilla es que están hechos específicamente para estos animales, por lo que las gallinas quedan protegidas, pero a la vez tienen la suficiente luz y ventilación en su espacio.

En cuanto a la nutrición, las gallinas necesitan tener una alimentación variada, que contenga proteínas, vitaminas y minerales, el alimento que le provean a sus gallinas debe contener los ingredientes necesarios para reemplazar lo que consumiría en su estado natural. Muchas marcas comerciales cumplen este requisito y tienen precios asequibles.

Se pelean

Cuando falta espacio en el corral, es posible que las gallinas comiencen a ser agresivas unas con otras. En condiciones normales podrán verlas escarbando y revoloteando de un lado para otro en busca de alimento, pero si comienzan a picotear a las otras gallinas, es síntoma de un problema.

Si quieren tener su propio gallinero, deben considerar contar con el espacio suficiente para que estas aves se muevan y hagan su vida sin preocupaciones, pues de lo contrario comenzarán a tener problemas de hacinamiento si están en espacios muy pequeños. Lo bueno es que hacer su propio gallinero es fácil y económico, por lo que solo necesitan algo de madera, clavos y malla gallinero, materiales baratos para crear un hábitat ideal.

Aunque en las granjas industriales optan por quitarles el pico a las gallinas para evitar este problema, si lo que ustedes quieren es tener animales felices y les preocupa su bienestar, las peleas y el estrés pueden ser reducidos brindándoles a los animales el espacio suficiente.

Enfermedades y parásitos

Son muchas las enfermedades y los parásitos que pueden padecer las gallinas, lo cual puede llegar a causar pérdida de plumaje. La mejor forma en que pueden evitar este problema es limpiando con regularidad sus gallineros.

Cambien la base del suelo del gallinero, bien sea que estén utilizando paja o cualquier otro material, y limpien muy bien los bebederos y comederos cada semana, aunque deberán hacerlo cada día si tienen muchas aves.

Aunque no es común, puede que sean necesario cambiar la malla gallinero dado el caso de que esta se haya reventado u oxidado debido al tiempo. Es necesario reemplazarlas si están en muy mal estado porque el óxido puede generar enfermedades a los animales. Pero no se preocupen, estas mallas son muy económicas y pueden cambiarse con facilidad.

Para evitar que se enfermen y les den parásitos, también es necesario que cambien el agua de los bebederos, manteniéndola limpia y que proporcionen buena cantidad de alimento balanceado y especial para ellas.

Proporcionen también a los pollitos las vacunas necesarias para evitar las enfermedades más comunes, además, cuando vayan a introducir una gallina nueva al corral, es necesario que la mantengan un par de días en un sitio aparte y la observen, pues dado el caso de que noten un problema de salud pueden consultar a un veterinario a tiempo sin poner en riesgo a las demás.

También es necesario que traten de limitar la cantidad de gallinas que tienen de acuerdo con el espacio, ya que tener a muchas juntas en un espacio reducido hace que proliferen las enfermedades.

Estrés y aburrimiento

Si no tienen la posibilidad de permitir que sus gallinas caminan con libertad por un espacio muy amplio, lo ideal es que busquen un sitio más o menos grande en que puedan crear el galpón para las aves, de modo que puedan estar lo más cómodas posible y no se aburran y estresen, pues esto puede generar comportamientos problemáticos entre ellas.

En el caso de que estén en una finca, procuren hacer un buen cerramiento en malla eslabonada alrededor de su propiedad, esto con el fin de que animales externos puedan ingresar y poner en peligro la vida de sus gallinas, lo cual les generará mucho estrés y causará otros problemas como el que no pongan huevos.

Consideren estos consejos que les hemos mencionado para tener a sus animales en las mejores condiciones. Para mejorar su hábitat, consigan con nosotros su malla gallinero de las mejores calidades a precios competitivos, visitándonos en nuestra sede en Barranquilla ubicada en la calle 57 #43-03.