¿Cómo construir un buen gallinero?

Las gallinas son animales domésticos que pueden ser muy útiles para quienes desean llevar una vida más ecológica, aprovechando los recursos naturales y disfrutando al máximo de la naturaleza. Montar un gallinero es una buena opción y no resulta muy difícil de ejecutar, siempre y cuando se tengan en cuenta las normatividades de cada región y el bienestar del animal.

Estas aves deben contar con un espacio adaptado para ellas, en el cual puedan llevar una vida sana y feliz, lo que procurará una mejor producción de huevos. Por eso, conozcan los elementos que les harán crear un mejor espacio para ellas, tales como los cerramientos con malla gallinero, la construcción de sus galpones, el espacio que deben disponer, entre otros.

1.      Disponer de un buen espacio

Las gallinas son aves muy escurridizas, que disfrutan saltar y desplazarse durante todo el día. Esto no quiere decir que no puedan tener un gallinero pequeño, todo depende en parte de la cantidad de animales que vayan a disponer en el espacio. Sin embargo, está claro que, sí disponen de un área más amplia para cerrar con la malla eslabonada, podrán tener a sus aves más felices.

Con un espacio más amplio, también podrán disponer de muchas más gallinas, lo cual viene muy bien para la producción de huevos, bien sea para su familia o para la venta. Así que tengan presente cuál es su plan con el gallinero para que decidan si el espacio que tienen es pertinente.

2.      Elegir bien el cerramiento

Para cuidar la integridad de sus gallinas, es esencial realizar un buen cerramiento. Estas aves se mueven por doquier, pudiendo llegar a lastimarse. Además, corren el riesgo de ser depredadas por perros, gatos, zorros y otros animales carnívoros.

Debido a estas razones, lo mejor que pueden hacer es delimitar una zona cerrando con la malla gallinero, que es especial para ellas debido a que sus agujeros tienen el tamaño perfecto para que no puedan salir, a la vez que evita el ingreso de depredadores.

Sucede en algunas ocasiones que se tiene la creencia de que el cerrado de los gallineros puede realizarse con cualquier tipo de malla. Por ejemplo, algunos optan por utilizar alambrada de púas en Barranquilla. Aunque resulta efectivo para ahuyentar a los depredadores, también puede llegar a lastimar a las gallinas, por ende, en este caso, no se recomienda.

3.      Utilicen postes gruesos para sostener

Con el fin de garantizar la estabilidad del gallinero, necesitan utilizar postes gruesos que lo soporten. El tamaño y la densidad de estos dependerán del tamaño que definan para el gallinero.

Será necesario que ubiquen al menos cuatro de estos en cada punta del sitio, para que funcionen a manera de soporte. También entre ellos, será necesario que ubiquen otro tipo de palos que funcionan como vigas.

4.      Definir el sitio para el descanso

Las gallinas necesitan un lugar cálido y cerrado para descansar. Por lo general, estos se conciben como una especie de casas pequeñas, las cuales suelen fabricarse en madera. Es importante que se realicen en materiales resistentes, dado que las gallinas pueden rasguñar y picotear. Además, la madera debe ser adecuada para soportar los fluidos y desechos de las gallinas.

Por otra parte, esta debe estar inmunizada, para evitar que se propaguen plagas dentro del gallinero, que pueden afectar la salud de los animales y, en cierto modo, la de ustedes también. Este sitio deberá estar lo mejor acondicionado posible para que las aves se sientan a gusto y puedan descansar y poner sus huevos allí.

Tengan presente que este se deberá ubicar dentro de la zona que hayan delimitado con la malla gallinero, así, podrán circular libremente.

5.      Deben techar la zona

Esto es muy importante para evitar que el agua penetre en el gallinero, pudriendo la madera y enfermando a los animales. El techo del galpón debe seleccionarse en materiales que no solo protegen, sino que también contribuyan a una termorregulación para mantener la salud de las gallinas.

6.      Adecuar gallinero

Las gallinas disfrutan de dormir subidas a un palo o escalón. Es por esto por lo que es necesario ubicarlos dentro del gallinero, de manera que ellas se puedan subir con facilidad a ellos.

Para la zona donde ponen los huevos, se pueden utilizar cajones adecuados de almacenamiento que pueden ser en madera y otros materiales. Es necesario que los rellenen de paja o aserrín, así evitarán que los huevos puedan romperse.

Por último, es necesario que tengan presente que las gallinas ensucian mucho el lugar donde están. Debido a esto, es necesario que realicen un aseo de manera recurrente, así evitarán que los animales terminen por enfermarse.

Si están interesados en construir su propio gallinero, comuníquense con nosotros para que puedan conseguir los elementos adecuados para el cerramiento. Pueden llamarnos a los números telefónicos 370 9855, 370 9854 y 341 7578.